¡¡¡CAMBIO DE HORA!!!

¡¡¡CAMBIO DE HORA!!!

- en Columnistas
994
José Ramón Toro

Por: José Ramón Toro Poblete, Profesor Liceo Max Salas Marchán

Porque lo he leído y, algo aprendido, nuestro cuerpo, así me lo imagino; tiene varios sensores que nos avisan que algo o, no funciona bien o que algo nos falta. Y, pienso cuando sentimos sed, calor, frío o, cuando bostezamos (puede ser cansancio, sueño, aburrimiento, estrés) Y, en relación con el cambio de hora, aprendí que la melatonina es una hormona que regula nuestro reloj biológico y que entrega información a nuestro cuerpo de las horas del día, con el fin de regular nuestro organismo. Si se oscurece preparará al cuerpo y nuestro sistema al descanso y buen dormir.

Nuestro cuerpo y organismo se acostumbra a ciertos horarios y, creo, así lo aprende reconociendo esa realidad como Hábito. Se dice: “habitualmente almuerzo a tal hora”. “Habitualmente me acuesto a esta otra hora”. Simplemente es un hábito que se nos altera o cambia, por una diferencia de solo sesenta (60) minutos.

Esto no me asusta ni es mi gran preocupación social. Lo que sí me asusta y preocupa socialmente son los grandes cambios, que han alterado y debilitado los hábitos en nuestra sociedad. Esto sí que es preocupante.

En esta sociedad exitista, se ha introducido el hábito del Éxito, restando en las personas la tolerancia al fracaso, provocando el aumento de suicidios.

En esta sociedad de consumo, se ha introducido el hábito del comprar y, de comprar y también de comprar algo nuevo si algo se descompuso o no funciona bien, perdiéndose la capacidad de la creatividad, del “giro sin tornillo”, del genio o “maestro chasquilla”…., total, sale más barato comprar algo nuevo.

En esta sociedad de la instantaneidad, se ha introducido el hábito de lo “Express”, perdiéndose el hábito de la sobremesa familiar. (del parlamento como recuerdan los ancianos)

En esta sociedad de la oferta, se ha introducido la cultura del desecho, quitándonos el hábito del saber bien cuidar. Cuidar, alimentar y mantener una relación afectiva, creando el hábito de huir y dejar sin más una relación, cuando las cosas no funcionan o andan mal.

En esta sociedad de “las comunicaciones y redes sociales”, se ha introducido la comunicación de “paquetes” (audios) y mensajería, perdiéndose el Hábito de hablar mirándose a los ojos.

En esta sociedad acelerada, se ha introducido el hábito de vivir el presente y se ha perdido el hábito de la previsión. (pan para hoy hambre para mañana)

Y, así podríamos seguir (asunto que dejo a su imaginación).

Extraño el hábito del bien saludar. Extraño el hábito de la cortesía.

Extraño el hábito de la puntualidad. Extraño el hábito del orden y pulcritud.

Extraño el hábito de respetar al anciano. Extraño el hábito de la lectura…..

La práctica de un buen hábito, con el tiempo se convierte en virtud.

Y, así se caracterizará a la persona virtuosa, por sus buenos hábitos. Gracias a sus padres, que bien le educaron para que adquiriera, precisamente, esos buenos hábitos.

No me asusta el cambio de Uso Horario…., me asustan los otros cambios que matan los buenos hábitos, que matan una sociedad….

Que sea feliz.

Comenta en Facebook

Comentarios

Quizá te interese

La Señorita Lucila…

Por: Lucho Muñoz (Alakrán) Y ya pasaron 73