El Ejército de los Andes y la liberación de la Villa Santa Rosa de Los Andes el 8 de febrero de 1817, hace 202 años

El Ejército de los Andes y la liberación de la Villa Santa Rosa de Los Andes el 8 de febrero de 1817, hace 202 años

- en Columnistas
416
El desplazamiento del Ejército de los Andes con sus perpechos rumbo a la Cordillera de los Andes y luego a territorio chileno

El Ejército de los Andes fue un cuerpo militar de las Provincias Unidas del Río de la Plata y tropas chilenas exiliadas en Mendoza, organizado y dirigido a partir de 1815 por el general José de San Martín, cuyo objetivo era afianzar la independencia de las Provincias Unidas, acabar con la dominación española en Chile, restaurar el gobierno independentista en ese país y desde allí poner fin al dominio español en el Virreinato del Perú.

El general San Martín conformó el ejército con 3 generales, 28 jefes, 207 oficiales, 15 empleados civiles, 3.778 soldados de tropa (formado por una mayoría de soldados negros y mulatos, más de la mitad esclavos libertos, y por soldados chilenos, entre ellos los que emigraron a Mendoza después de la Batalla de Rancagua), 1.200 milicianos montados (para conducción de víveres y artillería), 120 barreteros de minas (para facilitar el tránsito por los pasos), 25 baquianos, 47 miembros de sanidad (para conformar el hospital de campaña), 16 piezas de artillería (10 cañones de 6 pulgadas, 2 obuses de 4 y 1/2 pulgadas y 4 piezas de montaña de 4 pulgadas), 1.600 caballos extras (para caballería y artillería) y 9.281 mulas (7.359 de silla y 1.922 de carga).

El hecho más memorable del Ejército de los Andes corresponde al cruce del macizo andino -iniciado el 6 de enero de 1817 desde Mendoza- que culminó con la victoria en la Batalla de Chacabuco, el 12 de febrero de 1817.

El ejército se dividió principalmente en dos gruesas columnas, la primera comandada por el propio San Martín, atravesó la cordillera de los Andes por el paso de Los Patos y la segunda, comandada por el brigadier Juan Gregorio Las Heras, marchó por el paso de Uspallata conduciendo todo el parque y la artillería, cuyo transporte era imposible por el más escabroso paso de Los Patos. La gran dificultad del cruce de la cordillera de los Andes generó que sólo 4.300 del total de mulas y 510 del total de caballos lograran cruzar al otro lado de las montañas.

COLUMNA DE LAS HERAS (18 DE ENERO DE 1817)

El avance por el paso de Uspallata y el valle del río Mendoza, se inició el 18 de enero de 1817, conduciendo todo el parque y la artillería, cuyo transporte era imposible por el más escabroso paso de Los Patos. Otra columna, partió el 19 de enero de 1817 al mando del capitán fray Luis Beltrón al frente de la maestranza y el parque que portaba los pertrechos de guerra, subió por la quebrada del Toro y se dirigió hacia Uspallata, a través de Paramillos de Uspallata para reunirse con la columna principal del general Las Heras. A cargo de los 800 hombres, se hallaba el brigadier Juan Gregorio de Las Heras. Tras vencer en los combates de Picheuta, Potrerillos y Guardia Vieja, pudieron ingresar en la Villa Santa Rosa de los Andes, el día 8 de febrero de 1817, convirtiendo a esta localidad en la primera en obtener la libertad. En la misma fecha, la reunión con la división principal que el día anterior había salido victoriosa en la acción de Las Coimas.

Combate de Guardia Vieja (4 de febrero de 1817)

Continuando su misión de vanguardia, 150 infantes y 30 granaderos a caballo a las órdenes del mayor Martínez, atacan una posición realista a orillas del río Juncal. Los patriotas ejecutan un aferramiento frontal con efectivos menores y un amplio envolvimiento con la masa accionando sobre el flanco sur de la posición enemiga que cae rápidamente.

San Martín y O’Higgins comandando la columna del grueso del Ejército
de los Andes.

 

Comenta en Facebook

Comentarios

Quizá te interese

Adicción a la comida

Por: Carolina Navarro Klenner Académica Escuela Nutrición y