INIA G2, la nueva variedad de uva de mesa roja mejorada genéticamente que se produce en Calle Larga

INIA G2, la nueva variedad de uva de mesa roja mejorada genéticamente que se produce en Calle Larga

- en Calle Larga
1095
INIA G2 es el nombre de la nueva variedad de uva de mesa roja mejorada genéticamente en nuestro país y que se está produciendo en la comuna de Calle Larga, la que fue presentada durante una visita efectuada por autoridades y empresarios frutícolas a los parronales de la Agrícola Brown.

Ayer fue presentada en visita realizada a la Agrícola Brown.

CALLE LARGA.- INIA G2 es el nombre de la nueva variedad de uva de mesa roja mejorada genéticamente en nuestro país y que se está produciendo en la comuna, la que fue presentada durante una visita efectuada a los parronales de la Agrícola Brown.

En la actividad participaron el seremi de Agricultura, Humberto Lepe; el vicepresidente ejecutivo de Corfo, Pablo Terrazas, el gerente del Programa Estratégico Regional (PER) Fruticultura Sustentable, Kurt Neuling; socios del Programa Consorcio Biofrutales, el Instituto de Investigaciones Agropecuarias (INIA), exportadores y viveristas.

La fruta es producto del Programa de Mejoramiento Genético de la empresa Biofrutales e INIA que recibió un subsidio público de casi $2 mil millones. Dentro de sus características destaca por su buen tamaño, sabor, no tener semilla y por su larga vida post cosecha, cuya proyección es que soporta en muy buenas condiciones exportaciones con trayectos de hasta más de un mes de viaje a los mercados de Estados Unidos, Europa y Asia.

Al respecto, el seremi Lepe expresó que resulta atractivo conocer sobre estas iniciativas en que se está desarrollando genética nacional, “donde INIA junto a los privados y con aportes del Estado a través de Corfo van desarrollando variedades que puedan ser un aporte significativo a esta industria, que necesita de estas nuevas variedades para sostenerse en el largo plazo”.

Comentó que la nueva variedad se encuentra en etapa experimental, “que no es el caso de la variedad Maylen que ya está en escala comercial, se ha exportado y ha sido un aporte para nuestro sector”.

Por su parte, Pablo Terrazas, vicepresidente ejecutivo de Corfo, indicó que es muy relevante apoyar estos proyectos en que se promueve la innovación y el uso de nuevas tecnologías en la industria alimentaria. “Chile se ha transformado en un exportador de frutas importante, pero no nos podemos confiar, por eso siempre tenemos que estar revisando nuestros procesos, haciendo nueva genética para que se pueda producir mejor en nuestros territorios, que permite diversificar nuestra matriz productiva y para ir aumentando la capacidad exportadora. También nos pone a nivel mundial ya que no solamente se trata de exportar materia prima, sino que también poder exportar conocimiento, que es lo que caracteriza a los países desarrollados”.

En tanto, Kurt Neuling, Gerente PER Fruticultura Sustentable, manifestó que siempre apoyan estos proyectos “en la línea de poder buscar, proyectar la actividad y poder mejorar su rendimiento desde el punto de vista técnico, social, humano y sustentable, con el objetivo de proyectar que la actividad y las personas permanezcan, sino que además buscar nuevas tecnologías y conocimientos para poder ir mejorando, adaptándose a la zona y a los mercados”.

Marco Álvarez, de la Exportadora Exser, señaló que participan en todos los programas genéticos “viendo nuevas variedades que están requirieron los mercados para ser competitivos, como en éste caso en que hay que ver cómo funciona y después traspasarla a plantaciones comerciales, y la producción de la veriedad Maylen que ha sido todo un éxito”.

Pablo Terrazas, vicepresidente ejecutivo de Corfo muestra un racimo de la nueva variedad de uva de mesa.

Comenta en Facebook

Comentarios

Quizá te interese

Escudos faciales creados por miembros de Robótica de Calle Larga son entregados a funcionarios del CESFAM José Joaquín Aguirre

Este implemento es confeccionado en la impresora 3D